Ir a la barra de herramientas
Hardware

Mayor capacidad de overclocking para las NVIDIA GeForce RTX gracias a las nuevas fases VRM mejoradas

Gracias a un nuevo sistema de fases de alimentación las nuevas NVIDIA GeForce RTX tienen una mayor capacidad de overclocking.

Las nuevas tarjetas gráficas de NVIDIA implementan novedades tecnológicas como son Ray Tracing mediante los RT Cores, los Tensor Cores para la Deep Learning Super Sampling (DLSS) y la implementación del NVLink dejando completamente atrás el obsoleto puente SLI. Parece que no son las únicas mejoras notorias y es que NVIDIA parece haber desarrollado unas GPU capaces de soportar overclocking sin mayores problemas.

NVIDIA GeForce RTX especialmente diseñada para el overclocking.

Según la propia compañía las nuevas graficas GeForce RTX han sido especialmente desarrolladas para soportar una buena dosis de overclocking mediante el diseño de un sistema de fases de alimentación mejoradas y que ofrecen más estabilidad. Las renovadas etapas de alimentación permiten tensiones con menos ruido y por tanto con más estabilidad de tensión que permiten elevar el TDP de estas nuevas tarjetas gráficas. NVIDIA dice que para Turing el límite es de 55W con respecto al valor nominal mientras que el límite de overclocking automático para una GTX 1080 es de entorno a unos 20W.

La compañía no solo destaca el punto de la mejora en las fases de alimentación, también han querido destacar la implementación del nuevo disipador Founders Edition que mejora en mucho la capacidad de disipador. Concretamente la compañía habla de que este disipador debe ser unas cinco veces más silencioso que el modelo anterior vasado en un ventilador blower y la GPU debería ser entre 15-20 grados más fría que la generación anterior.

LEER MÁS
QNAP presenta el QXG-10G1T, una NIC 10GBASE-T de 5 velocidades para NAS o PC

Teníamos datos de que las nuevas Turing RTX tenían la capacidad de llegar y pasar los 2.0GHz con el disipador Founders Edition de doble ventilador, pero estos datos reforzarían esta capacidad sin precedentes. Reducir el ruido en las fases de alimentación (tener una tensión continua más lineal) permite reducir el calor y evitar saltos en la tensión que pueden provocar que no llegue suficiente tensión y se reinicie el sistema.

Fuente: VZ

Roberto Solé

Técnico en sistemas de generación de energía sustentables e instalador de sistema de distribución de energía en vivienda. Trabajo delante de un PC, en mi tiempo libre estoy delante de un PC y cuando salgo de casa estoy pegado a la pantalla de mí smartphone. Cada mañana cuando me levanto cruzo el Stargate para hacerme un café y empezar a ver vídeos de YouTube mientras hago ver que escribo aquí. Una vez vi un dragón... ¿o era un Dragonite?

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar