HardwareNoticias

Merry X-Mas: Placa base con DDR4 (Parte 1)

Destacamos las mejores placa base del mercado para equipos gaming de gama de entrada y gama media.

Para esta época navideña en que muchos buscareis adquirir un equipo nuevo, os traemos una selección de las placas base más interesantes. Esta selección de placa base va en relación con la selección de procesadores que hicimos. Dichos procesadores eran los Intel Skylake y Broadwell-E, todos con soporte para memoria RAM DDR4 y por eso traemos una selección de las mejores placas base con soporte para DDR4 y con las mejores prestaciones. Estas placas base están pensadas como solución para equipos gaming más o menos compactos y según el procesador que elijamos.

Este especial está dividido en dos artículos y cada artículo en dos secciones. Aquí encontrareis placas base de gama entrada y gama media o lo que es lo mismo, socket LGA 1151, mientras que en el siguiente serán de placas base de gama alta con socket LGA 1151 y gama extrema LGA 2011v3. Explicaremos cual creemos que sería la combinación ideal según la placa base en cuestión.

NOTA: Pulsando sobre la imagen iréis a la pagina de compra de cada producto.

Basic Gaming LGA1151

Aquí encontrareis placas base de gama de entrada. Podríamos dividirlas en tres para soluciones con procesador Intel Core i3 y tres que ya son más avanzadas y soportarían sin problemas procesadores Intel Corei5, aunque reservaríamos el i5 6600K, para el siguiente corte. No tendríamos que tener problemas de cuellos de botella por la placa base con graficas NVIDIA GTX 1050/1060 o graficas AMD RX 460 (dependiendo del procesador, claro está)

ASRock H110M-HDS

Esta primera placa base es la más sencilla que hemos elegido. Hay otras que son un poco más económicas, pero nos hemos decantado por esta por la buena cantidad de puertos USB, pero sobre todo por tener puesto HDMI y DVI, algo que está muy bien. Tiene dos slots de memoria RAM que admiten un máximo de 32GB y además soporta XMP 2.0, algo genial. Al ser micro ATX nuestro equipo ocupara muy poco espacio, si elegimos un chasis compacto, claro. Nos llaman la atención los cuatro puertos SATA, que están situados muy dentro de la placa base, justo detrás de las memorias RAM. Esto es algo muy raro y curioso.

Asus H110M-K

La solución de ASUS es una idea excelente, porque nos ofrece una conectividad muy Buena y unas prestaciones excelentes. Destaca en esta placa base que tiene cuatro puertos USB 2.0, dos USB 3.0, puerto DVI y puerto VGA, con lo cual tenemos alterativas para la salida de video. Cuenta con dos slots de memoria RAM DDR4 que admiten un máximo de 32GB. Tiene un slot PCIe 3.0 x16 para instalar una buena tarjeta gráfica y dos PCIe x1, además de disponer de cuatro puertos SATA. Es una solución interesante para presupuestos ajustados.

ASRock H110M-ITX

Es muy similar a la primera que hemos comentado, pero esta es formato mini-ITX, con lo cual es un pelín más pequeña. También dispone de dos ranuras para memoria RAM DDR4 con un máximo de 32GB y dispone de XMP 2.0. Integra salida de video DVI y HDMI, además de dos puertos USB 3.0 y cuatro USB 2.0, pero con una distribución diferente a la solución primera., mientras que la tarjeta de red es Intel. Los puertos SATOS están detrás a las memorias RAM también, quizá un poco más dentro de la placa que las anteriores. Ideal para equipos gaming que vayan a ser instalado en pequeños espacios o equipos multimedia para poner junto al televisor.

LEER MÁS
Kengoro, el robot deportista que... ¡suda!

Gigabyte H110M Gaming 3

Damos un salto importante con esta placa base de Gigabyte. Esta placa base está directamente pensada para el gaming y tiene un precio muy interesante, además de un diseño atractivo, que la hace ideal para montar un buen equipo gaming. Dispone de dos slots para memoráis RAM DDR4 con una capacidad máxima de 32GB. Cuenta con un puerto PCIe 3.0 x16 y varios puertos PCIe x1. Tiene salida de video VGA y HDMI, con lo cual tenemos buenas salidas de video y no tendremos problemas en este aspecto. Solo tiene dos puertos USB 2.0 y dos USB 3.0 en el panel trasero, que se antojan pocos para nuestro gusto.

MSI H110M Gaming

La solución de MSI ha sido elegida por varios motivos, entre ellos el diseño, que es realmente interesante y ofrece iluminación led, algo muy atractivo. Destacamos de esta placa base su diseño micro ATX muy atractivo y que soporta 32GB de memoria RAM DDR4 gracias a sus dos slots. El punto fuerte está en la conectividad, ya que cuenta con cuatro puertos USB 3.1, además de disponer salida de video VGA, DVI y HDMI. Podemos instalar una tarjeta gráfica gracias al slot PCIe 3.0 x16. Tiene un precio muy ajustado y ofrece unas soluciones muy interesantes este equipo.

MSI B150M Bazooka Plus

Tenemos por otro lado esta placa base, de diseño más gamer y pensada sobre todo para los gamers más exigentes. Esta ya dispone de cuatro slots para memoria RAM DDR4 con un máximo de 64GB, slots PCIe 3.0 x16 y dos slots PCIe x1, aunque en la placa base lo que más destaca es el puerto M.2 que integra. La conectividad trasera es otro de los puntos fuertes, ya que dispone de HDMI y DVI para video y dos puertos USB 2.0, dos puertos USB 3.0 y un puerto USB 3.1 Type-A y otro puerto USB 3.1 Type-C. Una placa base brutal para un precio sumamente ajustado.

Night Gaming LGA 1151

Esta sección está pensada para placas base de gama media, que ya ofrecen configuraciones multi GPU y la conectividad es bastante mejor. Estas placas base se moverían entre los Core i5 y Core i7, como combinación más ideal. Soportarían todos los procesadores, pero deberíamos considerar dejar el i7 6700K para la familia siguiente, ya que casaría mejor con las prestaciones de esas placas base y sus funciones de overclocking avanzadas. Aquí vendría muy bien una NVIDIA GTX 1070 e incluso alguna GTX 1080 o bien las AMD RX 470/480.

MSI B150I Gaming Pro AC

Podríamos empezar fuerte este apartado, pero hemos optado por esta placa base, destinada al gaming en formato mini ITX que dispone de conectividad WiFi, como solución de altas prestaciones para que ocupe el mínimo espacio y no nos falte de nada. Podemos ver que esta placa base admite memoráis RAM DDR4 en una cantidad máxima de 32GB gracias a sus dos slots y además dispone de un puerto PCIe 3.0 x16, para una tarjeta gráfica gaming de altas prestaciones. La hemos elegido por la conectividad, ya que dispone de dos puertos USB 3.1 Gen1 y cuatro puertos USB 2.0, mientras que para salida de video cuenta con DVI y HDMI. Lo que más destaca es la tarjetas de red WiFi 802.11ac que dispone de Bluetooth 4.1.

ASRock H170 Pro4/Hyper

Entramos ya en lo que serían placas base más avanzadas, más potentes. Esta placa base destaca por tener cuatro slots para memoria RAM DDR4 hasta un máximo de 64GB con tecnología XMP 2.0, pero además dispone de tres puertos PCIe x1 y dos puertos PCIe 3.0 x16, los cuales admite configuraciones AMD CrossFireX, pero no NVIDIA SLI, con lo cual solo podremos conectar un sistema de dos graficas de AMD (obviamente una NVIDIA GTX la cogerá sin problemas, pero dos no las admite). La placa base además dispone de un puerto M.2 para un SSD de este formato y seis puertos SATA III. Lo que hace referencia al panel I/O, tenemos en este seis puertos USB 3.0, salida de video HDMI y DVI, además se sistema de sonido 7.1.

LEER MÁS
Las placas base Gigabyte X299 se sitúan como las mejores del mercado en el overclocking

MSI Z170A Tomahawk AC Z170

La solución de MSI es un poco la combinación de la ASRock con la primera placa base MSI que hemos comentado. La placa base dispone de cuatro slots para memoria RAM DDR4 con un máximo de 64GB y una frecuencia máxima de esta de 3600MHz mediante OC. Respecto a ranuras de expansión, tenemos dos puertos PCIe 3.0 x16 que admite únicamente una configuración AMD CrossFireX, lo mismo que pasa en la ASRock, pero además dispone de tres slots PCIe x1 y dos slots PCI, además de una ranura M.2 WiFi, ocupada por el módulo WiFi 802.11ac + Bluetooth 4.0. La placa base internamente en cuanto a conectividad destaca por disponer de seis puertos SATA II y un puerto SSD M.2. El panel I/O destaca por su lado por disponer de dos puertos USB 3.1, dos puertos USB 3.0 y dos puertos USB 2.0, la antena WiFi 802.11 + BT, salida de video DVI y HDMI y tarjetas de sonido 7.1 de alta calidad.

Asus Z170A

Damos un pequeño salto con esta placa base de ya más calidad. Esta placa base cuenta con cuatro slots para memoria RAM DDR4 con un máximo de 64GB y una frecuencia máxima de 400MHz mediante OC. Tiene tres puertos PCIe 3.0 x16 que admite configuración 2-Way CrossFireX/SLI, eso ya según nuestros gustos, tres puertos PCIe x1 y un puerto PCI. La conectividad de unidades de almacenamiento también está muy bien, ya que dispone de seis puertos SATA III y un puerto SSD M.2. Podemos encontrar en el panel I/O, dos puertos USB 2.0, dos puertos USB 3.0, un puerto USB 3.1 Type-A y un puerto USB 3.1 Type-C, salidas de video VGA, DVI, HDMI y DisplayPort, además de salida de audio 7.1.

ASRock Z170 Extreme4

Cuando hemos visto esta placa base y hemos visto todas las características, hemos alucinado con el precio que tiene, porque calidad-precio está muy bien. Esta placa base tiene cuatro slots para memoria RAM DDR4 hasta un máximo de 64GB con tecnología XMP 2.0 y una frecuencia máxima de 3200MHz mediante OC. Dispone de tres puertos PCIe 3.0 x16 que admiten un 3-Way CrossFireX o un 2-Way SLI, según la opción que queramos y tres puertos PCIe x1. Para almacenamiento esta placa base dispone de seis puertos SATA III y un puerto SSD M.2. Finalmente el panel I/O cuenta con seis puertos USB 3.0, un puerto USB 3.1 Type-A y un puerto USB 3.1 Type-C, mientras que lo que hace referencia a salidas de video dispone de DVI, HDMI y DisplayPort 1.2, además de tarjeta de sonido 7.1.

Gigabyte GA-Z170X Ultra Gaming

La placa de ASRock nos parece muy buena en calidad-precio, pero la de Gigabyte se sale de nuestra escala. Dispone de cuatro slots de memoria RAM DDR4 hasta 64GB y una frecuencia máxima de 3866 mediante OC y dispone de tecnología XMP. Respecto a los slots de expansión, dispone de tres puertos PCIe 3.0 x16 que soportan un 2-Way CrossFireX/SLI y tres puertos PCIe x1. Para el almacenamiento dispone de seis puertos SATA III, un puerto SSD M.2 y un conector U.2, con lo que tenemos opciones de sobra en este aspecto. El panel I/O es la guinda del pastel, ya que cuenta con cuatro puertos USB 3.0, un puerto USB 3.1 Type-C con soporte para USB 3.1 Gen1 y un puerto USB 3.1 Type-A. Para salida de video dispone de un mini DisplayPort, un mini Display-Port In (entrada) y HDMI, además de disponer de salida de audio 7.1. Esta placa base además tiene un diseño brutal, con lo cual se ha convertido en nuestra placa base preferida de las que hemos nombrado en este apartado casi al instante.

Mostrar más

Roberto Solé

Director de Contenidos y Redacción de esta misma web, técnico en sistemas de generación de energía renovables y técnico electricista de baja tensión. Trabajo delante de un PC, en mi tiempo libre estoy delante de un PC y cuando salgo de casa estoy pegado a la pantalla de mi smartphone. Cada mañana cuando me levanto cruzo el Stargate para hacerme un café y empezar a ver vídeos de YouTube. Una vez vi un dragón... ¿o era un Dragonite?

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba