banner antec

TRON, la criptomoneda que está en boca de todos, pero que tiene algunas limitaciones importantes, que de momento hace que este token este más sobrevalorado de lo que debería, ya que le falta mucho para ser una propuesta de valor.

Una de las criptomonedas que está en boca de todos es TRON, una criptomoneda que apenas si ha llegado al mercado, pero que ha conseguido una gran popularidad en muy poco tiempo. Esta criptomoneda se ha desarrollado con el fin de crear una red o comunidad de entretenimiento, bajo una plataforma que permita al usuario crear y compartir contenido de manera libre y descentralizada. El creador de esta criptomoneda es Justin Sun, el cual ha aparecido en varias listas de ’30 de menos de 30’ de Forbes y tiene un brillante futuro

TRON (TRX): ¿Qué es y de donde puñetas ha salido esta criptomoneda?

La idea y el proyecto tras TRON son interesantes y la verdad es que apunta a ser una buena plataforma, con un buen proyecto, pero, hay algunas sombras. Posiblemente, la mayor pega de todas, sea el reciente escándalo, lio o como se le quiera llamar, acerca de su whitepaper. Justin Sun lo publico en chino y japonés, pero entre otros idiomas se ha traducido, al inglés, castellano y alemán, entre otros. El whitepaper en ingles era prácticamente igual al whitepaper de Filecoin. Sun ha apunta a un fallo de la comunidad a la hora de traducir el whitepaper, pero es curioso que Justin Sun, habiendo estudiado en Estados Unidos, no publicara el whitepaper directamente en inglés y nadie lo revisara antes de que saltara el escándalo. Parece un fallo serio.

TRON tiene varios problemas importantes y uno es la manera de comunicación de Justin Sun. Los últimos días ha lanzado varios tuits que son más bien negativos, ya que estos no dicen realmente nada. Hace unos días hablo de la existencia de un fondo que invertiría en esta criptomoneda, pero claro, eso es prácticamente lanzar un globo sonda, no hay concreción alguna y no es la primera vez que lanza un tuit de estas características, que solo hace que manipular el valor de un activo sin información concreta y luego se puede cerrar o no la operación.

LEER MÁS
Gabe Newell, CEO de Valve apuesta por que la realidad virtual sea inalámbrica en un futuro próximo

Actualmente solo se utiliza en una plataforma, en Peiwo, que desarrollo el propio Justin Sun. Esta aplicación solo está disponible en China y se caracteriza por ser una aplicación bastante parecida a las funcionalidades de Snapchat, pero además permite crear grupos con intereses comunes, jugar en red y streaming. La plataforma tiene 10 millones de usuarios registrados, de los cuales 1 millón son usuarios activos y se desconoce cuántos operan con TRON.

China es todo lo grande que queramos, pero el futuro de las criptomonedas en el país es ligeramente incierto, ya que cada cierto tiempo amenazan con ilegalizar el minado de criptomonedas, Exchange y las criptomonedas, algo que al cabo de los días se termina quedando en nada. El problema es que necesita, para ser un proyecto sólido, que aplicaciones globales o desarrollar una plataforma global que permita el uso o implemente el uso de TRON. Si no es así, el proyecto se queda en algo poco sólido.

Para mí, TRON de momento está muy verde y si bien el valor de los token no es muy alto, no creo que tenga un valor ahora mismo real por encima de los 0.1$, a lo sumo, ya que no es un token que se pueda utilizar de manera generalizada, si bien, en algún momento, el uso de esta se expandirá y su valor aumentara, pero de momento, su valor es concentrado y limitado.

Share.

About Author

Técnico Intermedio en PRL, Técnico Superior en Energías Renovables y en Desarrollo de Productos Electrónicos. Docente de Formación No Reglada. Exigente con el hardware y curioso por naturaleza. Kirchhoff, Maxwell y Thevenin mis maestros y mi pasatiempo el álgebra booleana. Igual te calculo el potencial eólico del viento para un panel fotovoltaico, que te calculo la generación solar de un aerogenerador... o algo así. Stargate es la mejor serie de la historia de la ciencia ficción y lo sabes.