Ir a la barra de herramientas
Hardware

Intel habría manipulado los datos de los benchmark mostrados para el Core i9 9900K

Parece ser que Intel ha manipulado deliberadamente los benchmark del Core i9 9900K para conseguir una diferencia de rendimiento notoria con respecto al Ryzen 7 2700X.

Ayer se presentaron los nuevos procesadores Intel Coffee Lake Refresh y Skylake-X donde vimos los datos de los nuevos procesadores así como algún benchmark sintético por parte de la compañía. Estos nuevos procesadores según la compañía están por encima de los AMD Ryzen 2000 Series. Rápidamente se escrutaron los datos y se ha empezado a reportar que los datos son erróneos o engañosos debido a que se manipularían las configuraciones y se ejecutarían los procesadores de AMD con configuraciones suboptimas.

¿Intel ha manipulado los benchmark de la presentación del Core i9 9900K?

Parece ser que la compañía pago a Principled Technologies, una compañía que realiza pruebas de rendimiento de terceros para obtener mejores datos de rendimiento del Core i9 9900K con respecto al Ryzen 7 2700X, sin que se probaran los dos chips y se publicaran los datos.

Según los datos Principled Technologies se ha utilizado una configuración de baja calidad para los Ryzen 7 2700X usando los cuatro DIMM de RAM. Parece ser que manipularon las frecuencias para que funcionaran solo a 2.933MHz permitiendo que la BIOS detectara la placa base en tiempos de memoria extremadamente elevados para estabilizar las frecuencias de la memoria.

En el caso del Core i9 9900K estaría trabajando con perfiles XMP especiales con el kit de memoria Corsair Vengeance RGB DDR4-3000 operando a frecuencias más elevadas y con latencias optimizadas. Esto le ofrece una mejora de rendimiento importante con respecto a los procesadores de AMD. Cabe destacar que los Ryzen dependen mucho de las frecuencias de las memorias debido a que las frecuencias de la DRAM se sincronizan con Infinity Fabric que hace que se ajuste la frecuencia de comunicación de los dos componentes internos del chip.

No solo eso, la configuración de resolución de 1080p en el Ashes of the Singularity estaban en calidad gráfica media con el fin de obtener un rendimiento manipulado que beneficie a Intel. Hardware Unboxed comprobó las configuraciones con el Core i7 8700K y el Ryzen 7 2700X y los benchmark han sido bastante diferentes y que pueden suponer un problema para el Core i9 9900K.

Los test indicarían que los datos de los benchmark del Core i9 9900K no son lo que se ha dicho y que la tasa de fotogramas del Ryzen 7 2700X son un 18% más altos de lo asegurado. También se habrían manipulado los datos del Assassin’s Creed Origins donde los datos ofrecidos por Principled Technologies para el Core i7 8700K son hasta un 36% más potentes que el Ryzen 7 2700X, pero en realidad son solo un 8% más rápidos.

Cuando empiecen a saltar las reviews veremos si esto es verdad o si es una manipulación, pero de todos modos, siempre decimos que hay que esperar a ver las reviews porque las que ofrecen los fabricantes suelen estar maquillados.

Roberto Solé

Técnico en sistemas de generación de energía sustentables e instalador de sistema de distribución de energía en vivienda. Trabajo delante de un PC, en mi tiempo libre estoy delante de un PC y cuando salgo de casa estoy pegado a la pantalla de mí smartphone. Cada mañana cuando me levanto cruzo el Stargate para hacerme un café y empezar a ver vídeos de YouTube mientras hago ver que escribo aquí. Una vez vi un dragón... ¿o era un Dragonite?

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar